La huella de Soros está en todas partes del movimiento de “resistencia” contra Trump

16 de febrero de 2017

16 de febrero de 2017 — Un artículo que se publicó en el periódico Politico de Washington, DC, el 10 de febrero, sobre la organización sin fines de lucro “Indivisible Guide” —un componente fundamental del movimiento de “resistencia” contra Trump, que funciona como parte de la revolución de color que se ha desatado contra el nuevo Presidente— deliberadamente eliminó la conexón que tiene este grupo con George Soros. Para proteger a este agente británico y capo de la droga, el periódico se refirió a “rumores infundados de que el éxito [de Indivisible Guide] se debe al financiamiento de acaudalados contribuyentes como George Soros”.

Pero según un informe publicado en el portal Breitbart y en el The Daily Signal el miércoles 15, las huellas de Soros se consiguen por todos lados en Indivisible; aunque quizás la organización en sí misma no reciba el financiamiento de Soros directamente, sus fundadores, un grupo de ex empleados demócratas del Congreso, trabajan o han trabajado para organizaciones financiadas por la Fundación Sociedad Abierta de George Soros. Un ejemplo es Angel Padilla quien encabeza el movimiento, es un analista del National Immigration Law Center, financiado por la Fundación Sociedad Abierta. Otros dos de los miembros fundadores, Ezra Levin y Leah Greenberg, están ligados a organizaciones fundadas por Soros, de acuerdo al Capital Research Center, un grupo conservador que investiga a las organizaciones sin fines de lucro, informó The Daily Signal.

Indivisible está ahora orquestando acciones de protesta en todo el país en contra de Trump y contra legisladores republicanos o conservadores, para “forzarlos a que les pongan atención o que se arriesguen a perder sus curules”, informó Politico. La guía de protesta de 26 páginas para activistas redactada por Indivisible, tiene instrucciones sobre cómo acosar a los miembros del Congreso, interrumpir sus reuniones públicas, y saturar las líneas de teléfono de sus oficinas. Indivisible se unió con MoveOn.org, organización no gubernamental financiada por Soros, con Women’s March, y al Working Families Party, para aprovechar la próxima semana de receso del Congreso para perseguir a los miembros del Congreso en sus distritos.

El 22 de enero, el movimiento Indivisible se unió a MoveOn y a Working Families Party para hacer la primera conferencia telefónica a nivel nacional para activistas, supuestamente para movilizar a 60,000 personas. Uno de los que organizó esta llamada fue el International Refugee Assistance Project, del Urban Justice Center, que también es financiado por la Fundación Sociedad Abierta de George Soros. Como señalara Político, el Indivisible “no tiene una misión política definida”. Su meta es “detener a un tirano mezquino como Trump”. Según el sitio electrónico del grupo, 4,500 grupos locales han firmado para hacer resistencia contra los planes de Trump en casi todos los distritos congresionales del país. Se dice que una cantidad de 225,000 personas se han registrado en su sitio electrónico pidiendo mayor información.