¿Continuarán las pláticas de Ginebra después de los ataques terroristas en Homs?

28 de febrero de 2017

27 de febrero de 2017 — Los bombazos suicidas ayer en la ciudad de Homs, parecen que ponen en peligro la continuación de las pláticas de Ginebra. Después de una reunión de dos horas y media con el Enviado Especial de la ONU, Staffan de Mistura, el embajador sirio ante la ONU y dirigente de su delegación en Ginebra, Bashar al Jaafari, salió públicamente a exigir que los grupos de oposición condenen los bombazos; o si no, se van a evidenciar como patrocinadores del terrorismo. “Lo que pasó hoy ensombrece Ginebra. Por lo tanto el acto terrorista en Homs no es solo un acto terrorista militar, sino que es también un acto terrorista político”, dijo al-Jaafari, según informó la agencia siria SANA. “Ésta es la razón principal que nos lleva a plantear que el artículo sobre el combate al terrorismo sea una prioridad en nuestra agenda en las pláticas de Ginebra”, ya que la sangre de los sirios es preciosa y quienes la derramen pagaran caro por ello.

De Mistura condenó más adelante el ataque en un comunicado dado a conocer después. “Siempre es de esperarse saboteadores y debemos seguir esperando que tratarán de influir en los procedimientos de las pláticas. Es del interés de todas las partes que están en contra del terrorismo y que están comprometidas con el proceso político en Siria, no permitir que tengan éxito estos atentados” dice.

Nasr Hariri, dirigente del Comité de Negociaciones de Alto nivel, respaldados por los saudíes, respondió que: “Todos condenamos el terrorismo. Nosotros somos los primeros en combatir el terrorismo. Recientemente, el Ejército Libre Sirio liberó al-Bab”. Pero Hariri sugirió después que habían sido las propias fuerzas de seguridad del gobierno las que habían estado detrás del ataque. “Nosotros condenamos todos los actos terroristas llevados a cabo por todos los grupos terroristas. Y si la operación en Homs es específicamente una de esas operaciones terroristas, llevadas a cabo por uno de esos grupos terroristas, yo diría que es claro cuál de ellos fue”, dijo. “Solo quieren permanecer en el poder. El régimen está tratando de bloquear las negociaciones”, agregó, y dijo que él no va a salirse de las pláticas mediadas por la ONU.

El coronel Fateh Hassoun, otro miembro de la oposición en el equipo negociador en Ginebra, sugirió que las fuerzas de seguridad que tienen acceso podrían haber estado detrás del ataque, con el argumento de que no hay forma de que ningún atacante suicida hubiera podido haber ingresado en la zona a menos que alguien desde dentro le hubiera posibilitado el ingreso. “La zona en donde esto sucedió está muy vigilada, siempre se está monitoreando. Y no puede ocurrir ninguna operación de seguridad a menos que otras fuerzas de seguridad lo faciliten, fuerzas que tienen acceso de seguridad y posibilidad de infiltrarse en esas zonas” agregó.

Jaafari respondió diciendo que las personas que alegan esto no son de la oposición sino más bien terroristas y patrocinadores del terrorismo.

Ambas partes han prometido permanecer en Ginebra aunque la atmósfera pudiera ser menos propicia de lo que lo era antes para hablar de una solución política a la crisis.