Vínculos diplomáticos sino-panameños impulsarán la Franja y la Ruta

24 de junio de 2017

23 de junio de 2017 — Este fue el mensaje que transmitió un artículo en el Global Times del 21 de junio, en donde el analista Chris Dalby destaca que “llevar oficialmente a Panamá y a su Canal a la órbita de las relaciones diplomáticas con China es también un impulso enorme para la Iniciativa de la Franja y la Ruta... Aunque el impacto de la Iniciativa de la Franja y la Ruta puede parecer todavía borroso en América Latina , en Panamá, su potencial es tan claro como el agua”. Como dice el titular de Telesur del 13 de junio, “China y Panamá: ¿Se amplía la Ruta de la Seda?”.

Específicamente, Dalby señala que las relaciones diplomáticas “significan que China puede establecer una infraestructura dedicada a lo largo del canal”. Parece claro según lo que dice este artículo y otros medios de comunicación panameños, que desde hace ya algún tiempo se ha venido hablando de una inversión china ampliada en proyectos de infraestructura en la zona del canal. Hace como dos años, la China Railway Construction Corp., Ltd. (CRCC) indicó que quería ayudar a Panamá a desarrollar diferentes proyectos de infraestructura planeados por el gobierno del Presidente Juan Carlos Varela. La falta de vínculos diplomáticos fue un obstáculo a estos proyectos.

Según el ingeniero Jorge Quijano, Administrador de la Autoridad del Canal de Panamá, ésta iniciará licitaciones a finales de este año para el desarrollo de un parque logístico de 1200 hectáreas alrededor del canal. Dijo Quijano en marzo de este año que ya había pláticas al respecto, y que entre las compañías interesadas se incluían la China Communications Construction Corp., China Harbor Engineering Company y China Railway Group. La China Ocean Shipping Company (COSCO) está promoviendo la idea de una concesión del terreno disponible, y compañías chinas pueden ahora además licitar para un “terminal portuario para carga rodada, que se adjudicará este año”, según Dalby.

En mayo de 2016, el China Landbridge Group (CLG) compró el mayor puerto en Panamá, en la isla de Margarita, por $900 millones de dólares. Entonces el People Daily informó que CLG planeaba construir un moderno y eficiente puerto de aguas profundas, que tendrá cuatro atracaderos para buques portacontenedores, con la capacidad de recibir los megabuques portacontenedores de China, con una capacidad anual de 600 millones de TEUs (unidad equivalente a 20 pies). El People Daily señaló que el puerto “jugará una papel activo en el desarrollo coordinado entre los puertos a lo largo de toda la Franja y la Ruta”.