“Cambio de régimen” ataca a Sudáfrica

29 de septiembre de 2017

29 de septiembre de 2017 — La operación de cambio de régimen más reciente en Sudáfrica se desató este miércoles 27 de septiembre, cuando el Congreso de Sindicatos Sudafricanos (COSATU en sus siglas en inglés) inició una huelga nacional para “en todo el país”.

La metodología es familiar: Mencionar todo lo que está mal con la economía y el gobierno, y luego alejarse completamente de cualquier solución efectiva. El periódico Huffington Post South Africa, fuente de noticias fraudulentas, había anunciado que medio millón de personas marcharían en las calles de todo el país, exigiendo la renuncia del Presidente Jacob Zuma. El actual liderato del Partido Comunista Sudafricano (SACP en sus siglas en inglés) está respaldando al COSATU en esta actividad.

Mucho más revelador es que también están recibiendo respaldo de la Cámara de Minería y de la Asociación Bancaria de Sudáfrica.

Es obvia la motivación electoral coordinada, e igualmente ilegítima, que hay detrás del intento de derrocar al actual Presidente en estos momentos. El Congreso Nacional Africano (CAN) que está en el gobierno, del cual forman parte la mayoría de los miembros del COSATU, votará por un sucesor de Zuma para Presidente del partido en diciembre. Los dos contendientes son Nkosazana Dlamini-Zuma, de la facción que apoya a Zuma, y Cyril Ramaphosa, un mil millonario que es una pieza de los británicos. Con la huelga tienen el propósito de desacreditar, si es que no derrocar, al Presidente Zuma, y mostrar que Ramaphosa supuestamente tiene mayor respaldo.