Ex analista de la NSA Binney se reúne con la CIA a solicitud de Trump para hablar sobre el controvertido hackeo ruso

9 de noviembre de 2017

8 de noviembre de 2017 — El sitio electrónico noticioso The Intercept publicó un artículo el 7 de noviembre firmado por James Risen y Duncan Campbell, en donde afirman que Bill Binney, el antiguo experto de la NSA (agencia de Seguridad Nacional) quien ha denunciado el fraude del dizque “hackeo ruso” a las computadoras del Comité Nacional Demócrata (CND), se reunió el 24 de octubre con el director de la CIA, Mike Pompeo, a solicitud específica del Presidente Donald Trump.

Binney le presentó a la CIA su demostración de que no hubo ningún hackeo ruso del CND ni a las computadoras de John Podesta, hackeo que es el postulado fundamental del cuento del Rusiagate en que ahora se revuelve Estados Unidos. Binney comentó que Pomeo le preguntó si estaba dispuesto a reunirse con el FBI y la NSA, a lo cual dijo que por supuesto lo haría, se reuniría con estas agencias. Al momento de escribir el artículo no había recibido ninguna respuesta de Pompeo todavía.

El artículo de Risen y Campbell en Intercept ataca a Pompeo por reunirse con Binney y alega que el hecho de que el director de la CIA haya escuchado la evidencia real sobre el hackeo ruso inexistente, a solicitud de presidente Trump, significa que Pompeo no es un intermediario honesto de las relaciones entre el Presidente y la CIA. Esta afirmación se basa en la idea completamente falsa promovida por los medios noticiosos y los maestros del golpe, de que el Departamento de Justicia e instituciones similares son independientes de la Presidencia, lo que, por supuesto, bajo nuestra Constitución, no es cierto.

En lo que probablemente es un acontecimiento directamente relacionado, el Departamento de Justicia y el FBI filtraron al Wall Street Journal el 2 de noviembre que ellos tenían evidencia suficiente para enjuiciar a seis rusos en relación al hackeo al CND y a Podesta, pero que no lo van a hacer sino hasta el 2018. El mismo artículo en el Wall Street Journal nos deja saber que el Departamento de Justicia y el FBI están manejando este aspecto del Rusiagate, en vez del fiscal especial Robert Mueller. Pero, espera un momento, ¿qué no era eso precisamente la cuestión central que se suponía que investigara Mueller?

Aparte de todos los aspectos tipo Alicia en el país de las maravillas que hay en todo esto, hay algo que es cierto: tanto el Departamento de Justicia como los tinterillos de la prensa como Risen, están aterrorizados de que de repente se empiece a conocer la verdad y se exponga a plena luz del día.

La reunión Pompeo-Binney representa por supuesto un avance sustantivo en la denuncia del escenario de intento de golpe, en donde la organización de LaRouche ha jugado un papel clave. Es hora de escalar.

Bill Binney, va a presentarse el domingo 12 de noviembre en Manhattan, a las 4:00pm en Symphony Place, 95ava y Broadway, en la exhibición de la película sobre él, “A good American” (Un americano bueno). Binney, Sean Stone y Diane Roark van a hablar sobre la película, su papel en la NSA, sus criticas a la NSA por su incapacidad de parar el 11 de septiembre y el fraude del Rusiagate, y va a aceptar preguntas de los asistentes.