Con la “investigación a los investigadores” que realiza el Procurador General Barr, salen al descubierto las mentiras del informe Mueller

7 de may de 2019

7 de mayor de 2019,- En ex analista de la CIA Larry Johnson tiene dos comentarios como huésped del blog Sic Semper Tyrannis de Pat Long, el 3 y el 5 de mayo, en donde señala “la farsa malévola que es el fraude de Mueller y el fraude sobre Rusia”. Empieza con el hecho de que la “introducción” del Informe de Mueller, justifica la investigación a Donald Trump alegando que es un hecho indisputable que “el gobierno ruso interfirió en la elección presidencial del 2016 de una manera radical y sistemática”. Pero, según Mueller, esta interferencia “radical y sistemática” consistió en:

* Una campaña en los medios sociales a favor del candidato presidencial Donald J. Trump y que desprestigiaba a la candidata presidencial Hillary Clinton;

* La inteligencia militar rusa realizó operaciones de intrusión informática contra entidades, empleados y voluntarios que trabajaban en la campaña de Clinton y después dio a conocer los documentos robados.

“¡Esto tiene que ser una broma!” dijo Johnson, quien documenta que todos las acusaciones que hizo Mueller sobre la “gigantesca propaganda... descabelladamente influyente” cuya prueba fue el gasto de $100,000 de la supuesta Agencia de Investigaciones por Internet (IRA, en sus siglas en inglés) en anuncios en el Facebook. Al parecer esto fue más poderoso de los $1,200 millones de dólares que gastó la campaña de Hillary Clinton, el Comité Nacional Demócrata y los Comités de Acción Política asociados a la campaña, muchísimo más que los $600 millones de dólares que gastó la campaña de Trump y los republicanos. “La verdadera propaganda aquí, a mi juicio, es lo que Mueller y su equipo hicieron con su informe. Claramente está escrito para alimentar un meme y fomentar la animadversión contra Donald Trump, con el disfraz de ser una ‘investigación oficial’ ”.

Johnson dice que se quedó estupefacto ante los alegados de Mueller de que su investigación ponía al descubierto “numerosos vínculos entre el gobierno ruso y la campaña de Trump”. La realidad es que los “vínculos” rusos a la campaña de Trump “fueron manufacturados por el FBI, la CIA y la Inteligencia extranjera británica. Esto es falso y deshonesto por parte de Mueller. Fueron la CIA y el FBI los que iniciaron los supuestos contactos rusos, no el equipo de Trump”.