EU reduce aranceles para México y Canadá. Congeladas las pláticas entre China y EU

20 de may de 2019

20 de mayo de 2019 — Mientras que parece que se han estancado las negociaciones económicas y comerciales con China, luego de las disposiciones dañinas de Estados Unidos en contra de la compañía Huawei Corp., el gobierno de Trump redujo los aranceles en un 20% a las importaciones de acero y aluminio impuestas en el 2017 a esos productos provenientes de Canadá y México.

El Departamento de Comercio dijo que los dos países de América del Norte habían aceptado establecer controles estrictos para no exportar acero producido en China, hacia Estados Unidos. La reducción de estas aranceles se consideraba una condición del Congreso para aprobar el Acuerdo Comercial entre Estados Unidos, México y Canadá (USMCA) negociado en 2018 para reemplazar al TLCAN.

El Departamento de Comercio de EU informó que actualmente no hay pláticas para programar nuevas negociaciones entre EU y China, es decir, ni siquiera “pláticas sobre la celebración de pláticas”. El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Lu Kang, dijo el 17 de mayo después de que EU puso en la lista negra a Huawei: “Nosotros creemos que se necesita sinceridad para que las consultas tengan sentido. A Juzgar por lo que hizo Estados Unidos en las pláticas anteriores, hay dos cosas que quedan claras. Primero, necesitamos seguir el principio de respeto mutuo, igualdad y beneficio mutuo. Segundo, las palabras tiene que respaldarse con hechos”. Este es uno de los muchos editoriales y declaraciones oficiales y semioficiales en China que comparan el ataque contra Huawei a una “guerra económica” que hace inservibles las negociaciones.

Todo va a depender ahora de una reunión entre el Presidente Trump y el Presidente Xi Jinping en la Cumbre del G-20 en Osake, Japón, a finales de junio.

El 17 de mayo China canceló las órdenes futuras de puerco de productores estadounidenses (a través de los carteles multinacionales de alimentos), aunque dejó que se cubrieran algunas de las órdenes actuales.

El Departamento de Comercio de EU informó el 17 de mayo que daba 90 días de gracia a Huawei, después de ser puesta en la lista negra, para que pudiera comprar chips de computadora en EU con el fin de mantener los contratos que tiene con los sistemas IT y redes de comunicaciones de algunos estados de Estados Unidos. Esto “evitara la interrupción de las operaciones y equipos de red existentes” dijo el Departamento de Comercio. Las compras de chips que hace Huawei a Intel, Qualcomm and Micron Technology están en el orden de $11 mil millones al año de los $90 mil millones al año que compra en equipos, según CNBC.

Si bien está luchando para reemplazar esas fuentes de alta calidad, la provisión de productos y servicios de Internet y comunicaciones de Huawei en todo el mundo se verá afectada o amenazada. Proporciona, por ejemplo, el equipo para casi todos los servicios de Internet en todo el continente africano.