España rechaza la eutanasia

2 de abril de 2020

28 de marzo de 2020 —La indignación aumenta en España ante la publicación que hizo ayer el periódico digital independiente, El Español, del informe de un connotado epidemiólogo holandés que alega que la razón por la cual los sistemas de salud de Italia y España se han visto desbordados por la COVID-19 es porque no le niegan acceso a las salas de cuidado intensivo a los adultos mayores, como sucede en los Países Bajos. El Español, como otros, vinculan el apoyo a la eutanasia que hace este epidemiólogo a la exigencia que hizo el ministro de Finanzas de los Países Bajos, Wopke Hoekstra, a que se investigara a España e Italia por sobrepasarse de su presupuesto.

Frits Rosendaal, director de la Clínica Epidemiológica del Centro Médico de la Universidad de Leiden, le asegura a los holandeses que las "diferencias culturales" son una razón por la cual no deben preocuparse sobre la posibilidad de enfrentar un crisis como la que están viviendo España e Italia. " ’En Italia, la capacidad de las salas de cuidado intensivo se maneja de manera distinta. Allí ellos incluyen a personas a quienes nosotros no incluiríamos porque son de edad avanzada. En la cultura italiana los ancianos tienen una posición muy diferente’ ", informó El Español.

El Secretario General de la Unión de Jubilados y Pensionistas de la Unión General de Trabajadores de España, Anatolio Diez Merino, respondió con un virulento artículo de opinión titulado, "Así no, Europa, así no..."

"Hoy nos despertábamos con dos buenas noticias en estos tiempos de coronavirus, en Italia un ser humano de 106 años salía de la UCI y en España otra persona de 84 años abandonaba el recinto sanitario después de vencer al virus". Sus familias, el personal sanitario, los ciudadanos y los medios de comunicación de los dos países celebraron esto, señaló Diez Merino.

No como el vicegobernador de Texas, Dan Patrick, o Frits Rosendaal de los Países Bajos, que consideran que la gente mayor debe apartarse y no molestar. Diez Merino comparó esa forma de pensar con la de los nazis, y los vinculó al ataque que hizo Hoekstra contra España e Italia. La Europa del norte, escribió, no va a permitir que nada entorpezca sus "ansias de acumulación de dinero de quienes les pagan".

Nosotros y nuestros trabajadores de la salud estamos unidos con el propósito de salvar vidas. “Perder a las personas mayores, no es simplemente perder a una persona con ‘exceso de años’, es perder la experiencia, el conocimiento, es perder nuestra historia vivida..., es romper la cadena de comunicación intergeneracional, la cadena de la vida y si perdemos todo esto o lo olvidamos, estamos enterrando años de lucha, de aprendizaje, de vivencias...".