Alrededor de 50 millones de africanos podrían enfrentar una crisis alimentaria en tanto la pandemia empeora, afirmó un funcionario de la FAO

30 de abril de 2020

29 de abril de 2020 — Coumba Sow, coordinadora para la Resiliencia de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) para África occidental, advirtió que la hambruna en el África occidental y en el Sahel se quintuplicaría a consecuencia de las sequías, los enjambres de langostas, los conflictos en el África occidental y la pandemia del coronavirus.

“Para el mes de abril, en toda el África occidental había más de 11 millones de personas que necesitaban ayuda alimentaria de inmediato, principalmente a causa de los conflictos. Y si no respondemos con la velocidad suficiente, este número va a seguir aumentando, posiblemente alcanzando unas 17 millones de personas durante la temporada de escasez”, de junio a agosto, le dijo antier a varios medios de comunicación en una entrevista, según informó TASS.

“Si la pandemia empeora, al menos 50 millones de personas podrían enfrentar la hambruna en la región. Quienes hoy ya viven esa hambruna, o tienen hambre y están desplazados, va a correr un grave riesgo. Las tasas de desnutrición en el Sahel son de las más altas a nivel mundial. Alrededor de 2.5 millones de niños, más de un cuarta parte en Burkina Faso, Mali y Níger, sufren de desnutrición grave y aguda".