Merrill Lynch y Bank of America: robando camino al infierno

23 de enero de 2009

22 de enero de 2009 (LPAC).— Esta semana salieron a la luz nuevas municiones para la Comisión Pecora, cuando se reveló que el ex director ejecutivo de Merrill Lynch, John Thain, en el momento en que el Bank of America se apoderaba de su firma en quiebra, se embolsó $4 mil millones de dólares en dinero no existente en sus cofres, confiando en que que el Bank of America se iba a reponer con los rescates federales —es decir, si ya no hay dinero rumbo al infierno, hay que robárselo a los contribuyentes en el camino.

Esta es la cronología, como la reportan el Financial Times y otros:

5 de diciembre - Los accionistas del Bank of America aprobaron la toma planeada de Merrill, como la diseñaron Paulson y Bernanke durante el "fin de semana con Bernanke" cuando se decidió que Lehman quebrara pero que Bank of America iba a salvar a Merrill.

8 de diciembre - Merrill aprobó bonificaciones que totalizaron cerca de $4,000 millones de dólares, dos meses antes de la fecha en que usualmente se entregaban, en febrero.

29 de diciembre - Se pagaron las bonificaciones.

1 de enero - Bank of America se apodera de Merrill Lynch, solo para "descubrir" que las pérdidas de Merrill para el cuarto trimestre eran mucho mayores que las esperadas, $21, 500 millones de dólares. Bank of America empieza de inmediato nuevas pláticas con el Tesoro para obtener más dinero, dado que no iban a ser suficientes los meros $20,000 millones aprobados el año pasado.

16 de enero - TARP acepta entregar otros $20,000 millones del dinero de los contribuyentes al Bank of America —que cubre fácilmente el costo de los bonos.

22 de enero - Cuando sale a relucir el asunto en la prensa, el director ejecutivo del Bank of America Ken Lewis, despidió al exdirector ejecutivo de Merrill John Thain de su nuevo puesto como presidente de operaciones globales de la compañía fusionada. También, se informa que el fiscal federal de Nueva York Andrew Cuomo inició una investigación sobre las bonificaciones de Merrill Lynch, según la agencia Bloomberg News.