La SEC solo le da un manazo a Goldman Sachs en castigo

16 de julio de 2010

16 de julio de 2010 — El mismo día en que el Senado aprobaba el fraudulento Frankendudd (casi un Frankestein, compuesto entre el representante Frank y el senador Dudd) el mentado proyecto de ley de "reforma financiera", diseñado para proteger a los grandes depredadores en la banca de inversiones como la firma Goldman Sachs, la SEC (Comisión Nacional de Valores de EU) anunciaba, después de que cerraron los mercados, que Goldman había aceptado pagar $550 millones de dólares como arreglo en la demanda legal por fraude que introdujo la SEC. La multa es de aproximadamente el 3.4% del total de bonificaciones que repartió Goldman en 2009.

Bajo los términos del acuerdo, Goldman reconoce haber cometido un "error" y que los materiales de mercadeo sobre las Obligaciones de deuda con garantía prendaria (CDO por siglas en inglés) ligadas a las hipotecas de alto riesgo que ellos crearon, contenían "información incompleta". Sin embargo, el banco no admitió, o negó, en el arreglo al que llegaron, haber cometido una fechoría. El pago incluye una multa por $300 millones que se le deben pagar a la SEC y de $250 millones como restitución a ser divididos entre los inversionistas que perdieron por lo menos mil millones de dólares. Ustedes entienden, ¡es duro perder mil millones de dólares!