La Secretaría de Hacienda de Obama maniobra para eximir de regulaciones a los derivados de divisas

4 de may de 2011

4 de mayo de 2011 — Una vez más, Obama y su equipo financiero han demostrado su total sometimiento a la City de Londres y su ciénaga financiera. El viernes en la tarde, cuando nadie los estaba observando, el Departamento del Tesoro (Secretaría de Hacienda) de Obama reveló que planea eximir a los derivados financieros con divisas, de los requerimientos de pasar por la caja de compensaciones, como lo exige la ley Dodd-Frank de la dizque "reforma financiera".

Aquí dijimos que cualquier cosa que no fuera la Glass-Steagall llevaría a este tipo de protección a los bancos especuladores.

Ni el New York Times —nada de enemigo de Londres ni de Wall Street— se pudo tragar la maniobra del gobierno de Obama. Destaca qué tan lucrativo es este mercado de derivados con transacciones por $4 billones de dólares al día (¡Si, $4 millones de millones diarios!) para los bancos que trafican con ellos, el Times destaca que: "las lagunas en la ley (Dodd-Frank) —por la que pelearon los banqueros y sus amigos, incluyendo el gobierno— le permite al Secretario del Tesoro eximir a estos instrumentos".

La senadora demócrata Maria Cantwell (Washington), quien peleó en contra de estas lagunas, atacó el anuncio del Tesoro, diciendo: "No puedo creer que la primera decisión del gobierno para llevar a la práctica la Dodd-Frank sea una decisión no transparente. La idea de que los mercados de divisas no están en riesgo es ridícula —ahora sabemos que necesitaron rescates multibillonarios en dólares. Siempre que haya una falta de transparencia, existe potencialmente un abuso".

Y David Dayan de FireDogLake cita a Michael Greenberger de la Comisión de Comercio en Futuros sobre Mercancías (CFTC, por sus siglas en inglés), quien dijo que "Si los bancos demasiado grandes para quebrar entregaran premios de la academia, Geithner obtendría (el premio) al mejor regulador de apoyo año con año".

¡Obama se tiene que ir, y se tiene que llevar a Geithner consigo!