Inundaciones "sin precedentes" en el río Misouri se extienden hasta el verano

8 de junio de 2011

8 de junio de 2011 — Las condiciones climáticas "inusuales" han creado un escurrimiento de agua "sin precedentes" que podría provocar que las inundaciones en la cuenca del río Missouri se extendieran hasta mediados de agosto, advirtió ayer el Servicio Metereológico Nacional de EU. Las nevadas récord en las montañas Rocallosas este invierno pasado, se están derritiendo ahora, lo que combinado con las inusuales lluvias torrenciales podría mantener el río inundado durante muchas semanas, informó hoy el Alaska Dispatch.

"Tenemos un conjunto de circunstancias meteorológicas bastante inusuales" dijo ayer Lynn Maximuk, directora de la región central del Servicio Meteorológico Nacional. "Tenemos algunos niveles de agua extremadamente altos que van a persistir durante un buen período de tiempo. Estos crecimientos en el Missouri han sido causados por precipitaciones realmente equivalentes a las precipitaciones de todo un año en toda la cuenca en las últimas dos semanas. Además, la nieve en las montañas es un 140% más de lo normal".

El Cuerpo de Ingenieros del Ejército proyecta que el derretimiento de la nieve y las lluvias van a crear un escurrimiento total de unos 55 millones acre-pies de agua (casi 68 kilómetros cúbicos de agua), el mayor nivel de escurrimientos desde que se empezaron a recabar registros en 1898. Los embalses ya se están derramando, y la nieve va a continuar derritiéndose hasta agosto. Se esperan más tormentas de lluvia en Montana, Dakota del Norte hasta Nebraska en los próximos días, lo que exacerbará las inundaciones, dijo Maximuk. Mayo fue el segundo mes con mayor cantidad de agua para el norte de Wyoming, Montana y Dakota del Norte desde 1889.

Los niveles de agua en las seis presas en el río (en el Alto Missouri) registran cifras récord y se va a derramar agua de cada una de las presas en sucesión, según el funcionario de presas del Cuerpo de la Cuenca del Missouri, Kevin Grode. "Vamos a someter a prueba el sistema porque vamos a liberar más agua de lo que nunca se ha liberado antes. Las presas son seguras pero el sistema de diques es más vulnerable y podría verse sometido a presiones durante todo el año" dijo Grode. "Hemos llenado todos los embalses que pensábamos usar para controlar los escurrimientos de la nieve de las montañas" dijo Grode. "Todavía están ahí los paquetes de nieve de las montañas y se espera que se desprendan en los próximos meses".