Ignatius: Obama es el "principal facilitador" de la Hermandad Musulmana

12 de diciembre de 2012

12 de diciembre de 2012 — El diario Washington Post publicó el domingo 9 un artículo de David Ignatius, que se reproduce en otros periódicos, titulada "Los facilitadores estadounidenses de Morsi", donde utiliza un lenguaje inusualmente duro para criticar al Presidente NerObama por fomentar nuevas dictaduras islámicas en el suroeste asiático.

"¿Cómo fue que Washington se convirtió en el mejor amigo de la Hermandad Musulmana en Egipto, incluso cuando el presidente Mohamed Morsi ejercía poderes dictatoriales y sus seguidores apaleaban a los liberales laicos en las calles de El Cairo?" se pregunta Ignatius de entrada en su artículo. "Seamos honestos: el gobierno de Obama ha sido el principal facilitador de Morsi", escribe Ignatius y señala que Obama "hizo una 'apuesta cósmica' sobre la Hermandad Musulmana" y concluye: "Es una locura que Washington aparezca tomando partido en contra de quienes quieren un Egipto liberal y tolerante y a favor de quienes favorecen la sharia. De alguna manera, en esto ha terminado este gobierno".

La versión expurgada que hace Ignatius de lo que sería realmente decir la verdad, no menciona a Al-Qaeda ni que Obama lo desató en Libia y Siria.

El domingo, mientras los medios internacionales repetían como loros que Morsi se había "retractado" frente a las masivas manifestaciones callejeras de su decreto de concederse "temporalmente" poderes dictatoriales e inapelables, el presidente de la Hermandad Musulmana hacía exactamente lo contrario. Finalmente el New York Times reportó el domingo en la tarde que "el señor Morsi emitió el domingo una orden en donde pone la seguridad de las instituciones del gobierno en manos de los militares hasta después de los resultados del referendo del sábado, informa la Associated Press. La orden, que va a entrar en vigor el lunes, también le concede a los soldados el derecho a arrestar civiles". El diario destaca que la orden "se interpreta como ley marcial". Las Fuerzas Armadas la redactaron a petición suya.

Aviones de combate F-16 de la Fuerza Aérea sobrevolaron rasando el centro de la ciudad por primera vez después de las manifestaciones en contra de Mubarak. La agencia de prensa oficial MENA describió los vuelos rasantes como un ejercicio en contra de "ataques aéreos hostiles y para asegurar importantes instalaciones del estado".

El gobierno de Obama continúa haciendo llamados a un "diálogo incondicional" entre el gobierno de ley marcial de Morsi y los manifestantes, precisamente la misma exigencia que hizo Morsi y, públicamente, el Ejército.