Curiosity encuentra más evidencia de un ambiente habitable en Marte

30 de marzo de 2013

30 de marzo 2013 — El pasado lunes 11, los científicos que forman parte del equipo de la misión del robot Curiosity en Marte, informaron sobre los más recientes resultados científicos del equipo a partir de los datos recogidos por el robot. Después de recibir una pequeña muestra de material del interior de una roca, los instrumentos químicos del robot han estado analizando los minerales. Los científicos han identificado azufre, nitrógeno, hidrógeno, oxígeno, fósforo y carbono, que son algunos de los componentes químicos fundamentales para la vida.

El robot ha estado explorando la Bahía Yellowknife, que formaba la parte final de un sistema ribereño, o tal vez conformaba de manera intermitente el lecho de un lago. A diferencia de otras regiones de Marte, que tuvieron un pasado acuoso, aquí, en el Cráter Gale, hay evidencia de que su ambiente acuoso no era ácido, sino que era neutral, mucho más propicio para la vida. La sedimentación que ha estado analizando el Curiosity se compone de minerales de arcilla, que se forman en agua relativamente dulce. En el sitio donde se encuentra el Curiosity, los científicos estiman que el agua constituye entre el 20% y el 30% de la arcilla. Cuando se le preguntó durante la conferencia que describiese esa agua antigua, el científico del proyecto John Grotzinger dijo que si uno hubiese estado en Marte cuando esta agua estaba allí, se podría beber.

Grotzinger también señaló que, aunque Curiosity pondrá un gran un esfuerzo en el Cráter Gale para encontrar compuestos orgánicos (compuestos complejos de carbono con hidrógeno), en la Tierra hay varias formas de vida más simples que no necesitan materia orgánica para existir. El mejor enfoque, que todos los científicos aconsejan, es mantener una mente abierta.