La senadora Warren promovió la Glass-Steagall en la apertura de la convención de la AFL-CIO

10 de septiembre de 2013

10 de septiembre de 2013 — En el discurso que dio la senadora Elizabeth Warren en la apertura de la Convención Nacional de la AFL-CIO, en Los Angeles, California, planteó el restablecimiento de la ley Glass-Steagall por medio del proyecto de ley que ella copatrocina junto con otros 8 senadores actualmente.

En su discurso preparado, Warren dijo: "Hace 5 años, los expertos dijeron que había que rescatar a los bancos porque había demasiada concentración en la banca y una sola quiebra colapsaría a toda la economía. Ahora el tamaño de los cuatro bancos más grandes es 30% mayor de lo que era hace cinco años. Los cinco bancos más grandes manejan más de la mitad de todos los valores bancarios en el país. Como ahora los inversionistas son demasiado grandes para quebrar, a esos grandes bancos les dan préstamos más baratos, que, de acuerdo a una investigación, al año es un subsidio total de $83 mil millones de dólares de parte de los contribuyentes, otro de los beneficios por ser Demasiado Grande para Quebrar.

"¿Qué hay de la reforma? La Ley Dodd-Frank fue un logro increíblemente importante, pero desde que fue aprobada, los bancos grandes y su ejército de cabilderos ha peleado en todas las instancias para retardar, suavizar, bloquear, o eliminar las regulaciones. Cuando se propone una iniciativa nueva, como mi proyecto de ley en el que me acompañan John McCain, Angus King y Maria Cantwell, para restablecer la ley Glass-Steagall, ustedes saben que sucede, ellos atacan con todo lo que tienen en contra de esto".

En su discurso propiamente, ella fue más allá, y describió el bloqueo que hizo Wall Street del intento que hicieron en el 2010 Cantwell y McCain para restablecer la ley Glass-Steagall.

El lunes en la tarde, la AFL-CIO aprobó una resolución titulada, "Resolution 14: Bankruptcy, Abuses, and the Unfinished Business of Financial Reform", que dice que quieren: 1) Dar marcha atrás a los cambios hechos a la ley de bancarrotas, los cuales protegen a los derivados financieros y se roban las pensiones; 2) que se complete y se refuerce lo que "falta de la Dodd-Frank"; 3) que se restablezca la Ley Glass-Steagall.

Estaba previsto que el Presidente Obama hablara a la convención el 10 de septiembre, pero canceló su aparición y también su viaje a California, para concentrarse en lo que le consume todo el tiempo disponible, que es su intención de desatar una guerra mundial.