El popular blog de Pam Martens ataca al Wall Street de Obama y pide la Glass-Steagall

26 de septiembre de 2013

26 de septiembre de 2013 — El blog ampliamente leído de Pam Martens Wall Street on Parade: the citizen’s guide to Wall Street [1] (Wall Street en desfile: la guía ciudadana a Wall Street) ataca al presidente Obama el 24 de septiembre por ser una criatura de Wall Street y pide el restablecimiento de la Ley Glass-Steagall.

Martens aprovecha la oportunidad de la entrevista de Obama con George Stephanopolous en el canal televisivo ABC, en donde entre algunas cosas que alegó dijo que "el sistema bancario funciona ahora" gracias a sus políticas y la Ley Dodd-Frank. "Ahora el organizador comunitario tiene puesta una venda de Wall Street en los ojos" dijo Martens, y señala que constantemente se están poniendo al descubierto los crímenes por fraudes y saqueos cometidos por los tres colosos bancarios más grandes de Wall Street.

"Reducido a sus términos más básicos, la banca de Wall Street en el 2013 trabaja de la siguiente manera: un puñado de titanes de Wall Street que están totalmente determinados a aparecer en la lista de multimilmillonarios de Forbes vía los esquemas de participación accionaria y los bonos obscenos, se han echado a la bolsa $2,539 billones de los ahorros de toda la vida de los estadounidenses [en el JP Morgan Chase, Citibank y Bank of America] abriendo por todo el país sucursales bancarias y llevando a cabo campañas publicitarias multi-milmillonarias en dólares. En vez de encontrar la forma de darle usos productivos, enormes cantidades de estos depósitos se están apalancando en esquemas salvajes de apuestas especulativas en las transacciones con derivados, acciones y bienes físicos, préstamos a los fondos especulativos y otras acciones imprudentemente riesgosas. Esto es una repetición del Wall Street de fines de los 1920, para enriquecerse personalmente a la vez que hacen apuestas de casino con el dinero de otras personas.

"Un grupo bipartidista de senadores, entre ellos Elizabeth Warren y John McCain, presentaron un proyecto de ley para restablecer la Ley Glass-Steagall, la cual sacaría los depósitos asegurados de las apuestas de casino de Wall Street. Si al Presidente Obama genuinamente le importara el tipo de sociedad que el le va a dejar como su legado a sus dos hijas, se va a quitar la venda de los ojos y va a apoyar esta legislación".