LaRouche desarrolló el "Método de Prometeo" para salvar a la civilización en su videoconferencia del 3 de enero

10 de enero de 2014

8 de enero de 2014 -- Luego de su videoconferencia por Internet del 3 de enero, Lyndon LaRouche instruyó a sus asociados para que distribuyesen de la manera más amplia posible la transcripción y el video de la misma. Esto ya se está realizando en el edificio del Capitolio. Además, la transcripción está disponible en www.larouchepac.com y en www.larouchepub.com y es el artículo de portada de la EIR en línea del 10 de enero.

Para destacar la importancia de la videoconferencia, en donde se subraya en todo momento la necesidad de sacar a Obama de su cargo, LaRouche dio a conocer el 4 de enero el siguiente memorando:

"La videoconferencia por Internet de este viernes 3 de enero se concentró en el carácter global del asunto actualmente urgente en nuestro planeta, es decir, el papel crucial del tema actual de urgencia vital de la comprensión esencial del método de Prometeo en la crisis socio-económica actualmente global que enfrenta ahora la especie humana. Los hechos presentados son de una importancia urgente para la población de toda nación descollante sobre el planeta. Me explico:

"Tómese en consideración lo que es, como un hecho inmediato presente, la actual crisis termonuclear global de nuestro planeta. La totalidad de las economías políticas de nuestro planeta (y en realidad algo más) participan actualmente en posturas de opiniones y acciones que presagian un movimiento realmente inmediato y acelerado hacia una guerra termonuclear global. Por lo tanto, debido a la naturaleza de las políticas que operan actualmente entre las principales naciones de este planeta, dicha guerra representaría con certeza la extinción de la especie humana en todo el planeta.

"La fuente principal de la crisis que aflige prácticamente a todo sector de la Tierra en el planeta actualmente, y desde toda la historia conocida de las naciones hasta la fecha, ha sido un patrón recurrente de formas de guerra entre poblaciones y naciones, un patrón en donde las historias antiguas y modernas conocidas han estado dominadas por lo que se conoce, científicamente, como una guerra en contra de la generalidad de la especie humana, guerra lanzada principalmente por los sistemas económicos y políticos oligarcas. Actualmente estamos al borde de dicho resurgimiento de guerra oligarca motivada específicamente por sistemas oligarcas (con frecuencia realmente imperiales), semejantes por su naturaleza y espíritu a ejemplos tales como el asesinato en masa de la población de la antigua Troya, el asesinato en masa, en particular, de los cristianos en la época de los profetas como Pedro y Pablo, o los asesinatos en masa similares de judíos, como en el caso del régimen de Adolfo Hitler, y de manera similar, el movimiento actual llamado 'ambientalista' dirigido por potencias trasatlánticas asociadas al papel destacado de los compañeros de viaje angloamericanos de lo que está claramente tipificado como los intereses de 'Wall Street'.

"De manera notable, a este respecto, la muestra emblemática inmediata de ese factor, tal como los impulsos en pro del genocidio con centro en la región transatlántica, es precisamente, de manera más clara, el fenómeno monetarista trasatlántico, actualmente inmediato, de genocidio 'proambientalista' ejemplificado por el factor anglo-holandés-americano representado en el estrato de Wall Street a ambos lados del Atlántico.

"Hasta donde se pueden conocer con claridad las culturas antiguas y modernas bien conocidas de este planeta desde ese pasado hasta la fecha actual, toda la maldad que ha sido una fuerza motriz en la historia hasta el momento presente, ha estado dominada por el reinado omnipresente de arriba a abajo de lo que se conoce como la 'dictadura oligárquica'. Casi todas las tan grandes 'grandes guerras' en nuestro planeta han sido creadas principalmente por los intereses oligárquicos.

"En toda la historia moderna, desde los tiempos de la antigua Grecia de los conflictos entre lo que llegó a considerarse como las figuras meramente míticas de Zeus contra Prometeo: la realidad que se ha de asociar con los efectos tradicionales del conflicto entre un Zeus puramente oligarca en contra de Prometeo, es la base real del carácter sistémico de la distinción realmente práctica entre la política del oligarquismo y las practicas políticas de Prometeo. Esto, como lo he puesto de relieve a través de mi adolescencia y vida adulta, es la diferencia entre la política oligarca en la tradición de Zeus y el mismo espíritu humanista que ha caracterizado las intenciones políticas y sociales de todos los efectos reales de una forma de progreso realmente científica, la forma de progreso que distingue al hombre de humanos tales como los 'Wall Streeteros' que imperan sobre las sociedades, más como bestias, que como hombres y mujeres.

La verdad de este asunto

"La existencia de la especie humana siempre ha dependido, desde que la humanidad hizo el frecuentemente mencionado "descubrimiento del fuego", del aumento deliberado de la densidad del flujo energético real inducido por hombres y mujeres que han descubierto, promovido y desarrollado el poder humano de aumentar la densidad del flujo energético expresado como progreso orientado por la ciencia y expresado tecnológicamente en las condiciones prácticas del continuo avance de la especie humana.

"He ahí la diferencia entre los hombres y mujeres reales y esas criaturas, fenómenos aberrantes ejemplificados en el mundo trasatlántico de hoy como 'Wall Street' y el imperio británico".