Yihadistas de Al-Qaeda respaldados por los saudíes amenazan Sochi

24 de enero de 2014

24 de enero de 2014 — Según el periódico británico Daily Telegraph, las fuerzas de seguridad de Rusia han estado buscando en Sochi a un sospechoso de terrorismo que se teme esté planeando atacar los Juegos Olímpicos, según un aviso distribuido en toda la ciudad. La descripción distribuida en los hoteles de la zona dicen que el FSB, el servicio de seguridad de Rusia, ha recibido información de que es posible que Ruzanna Ibragimova, la viuda de un insurgente asesinado por las fuerzas de seguridad, haya viajado de Daguestán a la zona de Sochi el 11 o 12 de enero. "Según nuestra información los líderes de las redes de grupos armados ilegales pudieran estar utilizando a la señora Ibragimova para organizar actos terroristas en la zona de las Olimpiadas del 2014" dice el aviso.

Rusia ha desplegado a más de 40,000 policías y personal de seguridad en torno a Sochi para impedir ataques.

Ayer un portal electrónico de yihadistas daguestaníes subieron lo que alegan es un video hecho por los que detonaron las bombas en Volgogrado antes de su ataque el mes pasado.

En el video, que se inicia con lo que se supone es filmación de los terroristas suicidas haciendo las bombas utilizadas en el ataque, dos jóvenes identificados solo como Suleimán y Abdurakhman dan una larga lista de reclamos en contra de Rusia.

Una declaración por escrito subida al mismo sitio dice que un grupo llamado Ansar Al-Sunna llevo a cabo los ataques y advierte que las explosiones de diciembre no son más que el principio de una campaña de terror que pudiera incluir armas químicas. "Nosotros, los muyahidines del Cáucaso, queremos decirle a la población rusa: los ataques de distracción que se llevaron a cabo en Volgogrado solo serán el principio de su sufrimiento si no retiran sus tropas del Cáucaso. Si no, los ataques van a continuar hasta, e incluso, con armas químicas. Inshallah", dice la declaración.

Ansar Al-Sunna es también el nombre de un grupo sunita ligado a Al-Qaeda con sede en Iraq.

Los dos supuestos terroristas suicidas dicen que se inspiraron para los ataques en Doku Umarov, el líder nominal del llamado Emirato del Cáucaso, y en la declaración por escrito lo dicen también. En un video circulado el verano pasado, Umarov le hace un llamado a sus seguidores para que ataquen los Juegos Olímpicos en Sochi.