Rusia celebra el 69 aniversario de la derrota del fascismo con un mensaje claro: lo pararán de nuevo en Ucrania

9 de may de 2014

9 de mayo de 2014 — Moscú realizó un impresionante despliegue de sus capacidades militares en el desfile del Día de la Victoria que se llevó a cabo hoy viernes 9 de mayo, en la Plaza Roja de Moscú, para celebrar el 69 aniversario de la derrota de la Alemania nazi. De manera destacada, también se llevaron a cabo celebraciones importantes en Crimea, que se reunió de nuevo a la Federación Rusa, y según informes el Presidente Putin viajaría a Crimea ese día para la ocasión.

En Moscú, participaron en el desfile 69 aviones militares y helicópteros, varios sistemas antimisilísticos, 149 vehículos militares y más de 11,000 efectivos; el desfile más grande desde la desintegración de la Unión Soviética en 1991. Mientras tanto, el Ministro de la Defensa, Sergei Shoigu, anunció un fortalecimiento importante de la flota del Mar Negro con sede en Sebastopol, con SAMS, submarinos nuevos y otro tipo de embarcaciones.

Oficiales rusos y medios de comunicación han dejado en claro el paralelo con la crisis en Ucrania actualmente. El Ministro de Relaciones Exteriores, Sergei Lavrov, afirmó después de la reunión de esta semana del Consejo de Europa, que: "No tienen justificación aquellos que consienten la ideología y la práctica del fascismo, así fueran políticos que gozan de la protección de las iluminadas democracias occidentales". RIA Novosti explicó dicha referencia: "el gobierno ocupante (de Ucrania) comprende miembros del partido notoriamente neonazi Svoboda, activo promotor de las ideas ultranacionalistas. Sus miembros siguen las ideas de Stepan Bandera, quien colaboró con los nazis de Alemania durante la Segunda Guerra Mundial y es conocido por las atrocidades que cometió durante la guerra con la limpieza étnica de judíos, polacos y rusos".

Un cable de Reuters comentó con preocupación el miércoles 7 que "Los próximos días van a ser decisivos: los separatistas en la región del este en Donbrass (de Ucrania) dicen que ellos van a sostener un referendo sobre la secesión el domingo 11 de mayo, similar al que precedió a la anexión de Crimea a Rusia", que el Departamento de Estado de EU descarta diciendo que "ninguna nación civilizada va a reconocer los resultados". Reuters añadía que "dos días antes de la votación, el viernes 9 de mayo, es la celebración anual del Día de la Victoria, que conmemora la victoria de la Unión Soviética en contra de la Alemania nazi. Moscú ha estado comparando abiertamente al gobierno de Kiev con los nazis".

El repugnante Ministro de Relaciones Exteriores de Suiza, Carl Bildt, fue mucho más directo en su intento por ridiculizar a Rusia en un tuiteo ayer: "Rusia suena algunas veces como si estuvieran librando de nuevo la Segunda Guerra Mundial. El fascismo anda por todos lados. Hay enemigos en todas partes. Se movilizan los fantasmas de la historia" según informó Reuters.