Presidente de la Cámara de Representantes desafía la elusión de Obama al Congreso

28 de junio de 2014

28 de junio — El presidente de la Cámara de Representantes John Boehner publicó el miércoles 25 un memorando dirigido a los "colegas congresistas" titulado "Que las leyes se ejecuten fielmente..." (con comillas y puntos suspensivos en el memorando). El memorando anuncia la intención del presidente de la Cámara de Representantes de introducir un proyecto de ley ante el pleno de la Cámara en julio, mediante el cual "se autorizaría a la Cámara de Representantes... a presentar una demanda en las próximas semanas en un esfuerzo por obligar al Presidente a que cumpla con su juramento del cargo y a que ejecute fielmente las leyes de nuestro país".

En el párrafo inicial del memo, Boehner escribe que le preocupa a los estadounidenses que el Presidente Obama "haya declinado ejecutar fielmente las leyes de nuestro país -–pasando por alto algunos estatutos completamente, ejecutando otros selectivamente, y a veces, creando leyes por su cuenta". Boehner explica en párrafos subsecuentes que esto ha sucedido "en una materia tras otra... que van desde los servicios de salud y energía hasta la política exterior y la educación" en donde el Presidente "repetidamente ha optado por maniobras evasivas hacia el pueblo estadounidense y sus legisladores electos, estirando los límites del juramento solemne que prestó el día de su toma de posesión".

El memo concluye: "Yo creo que la Cámara de Representantes debe actuar como una institución en defensa de los principios constitucionales en juego y proteger nuestro sistema de gobierno y nuestra economía de los continuos abusos del Ejecutivo" y le pide a sus colegas que apoyen esta medida.

En su conferencia de prensa semanal ayer, Boehner anunció y resumió brevemente su plan para la demanda. Según las transcripciones de las preguntas y respuestas, le preguntaron directamente, "¿Podría llevar esto a procedimientos para el juicio político del Presidente?" a lo cual respondió: "Esto es —esto no es sobre enjuiciamiento político. Se trata de su ejecución fiel de las leyes de nuestro país".

Quizá, como cuando César rechazó tres veces la corona, el presidente de la Cámara se portó diplomáticamente. Pero por otro lado, quizá es lo que realmente piensa Boehner. Sin embargo, el hecho de poner sobre la mesa de votaciones las infracciones constitucionales de Obama en la Cámara de Representantes, plantea la cuestión de una forma más oficial, más institucional, que los discursos sobre el tema que ha estado escuchando ya por años la población estadounidense.