Nicaragua se prepara para construir el "gran canal interoceánico"

7 de julio de 2014

7 de julio de 2014 — Se espera que el gobierno de Nicaragua anuncie esta semana la ruta precisa seleccionada para construir el canal transítsmico, un proyecto de más de un siglo, que conectará el Atlántico con el Pacífico a través de Nicaragua. El proyecto es factible porque pasa por el Lago Nicaragua, el lago más grande de Centroamérica. El canal, de 286 kilómetros de largo, sería más ancho y profundo que el Canal de Panamá, lo que permitiría el transporte de los grandes buques actuales portacontenedores. El proyecto involucra la construcción de un puerto de aguas profundas en cada extremo del canal, carreteras, un aeropuerto internacional y los oleoductos que le acompañarían. El gobierno espera que empiece la construcción en diciembre de este año, con la posibilidad de que se abra el canal para pequeñas embarcaciones para el 2019 y se termine su construcción en el 2029.

El canal, combinado con la necesaria extensión del Puente Terrestre Mundial que atraviese Centroamérica, puede transformar toda la región, región donde hoy el desempleo en algunos países alcanza el 70% y donde reinan pandillas de narcotraficantes de una bestialidad indecible. Es el tipo de proyecto que cualquier americano sano debería apoyar.

Este "Gran Canal Interoceánico" sería construido por una compañía privada china, HKND, a la que el gobierno nicaragüense le dio una concesión de 100 años en junio del 2013. China Railway SIYUAN Survey y Design Group son los principales contratistas de diseño y están a cargo del diseño de una carretera, como subproducto; el Chiangjiang Institute of Survey, Planning, Design and Research es el responsable del diseño del proyecto del canal; CCCC Second Harbor Consultants tiene la responsabilidad del diseño de los puertos.

También se han incluido a otros participantes. El viceministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Riabkov, copresidente de la Comisión Intergubernamental Ruso-Nicaragüense para la Cooperación Económica, Científica y Tecnológica, anunció en mayo que ellos están discutiendo la forma más apropiada de que Rusia participe en el proyecto, que ellos están apoyando. Y más recientemente, luego de una visita a Nicaragua, el ministro de Relaciones Exteriores de Bielorusia, Uladzimir Makey dijo el 30 de junio que Bielorusia espera exportar camiones de acarreo BelAZ, camiones MAZ y maquinaria para construir carreteras Amkador para esta "idea ambiciosa y muy interesante de la construcción de un canal entre el Océano Atlántico y el Océano Pacífico", así como también cooperar en el desarrollo de la producción agrícola nicaragüense.

Los grupos ecológicos e indígenas regionales están intensificando frenéticamente sus campañas en contra del canal, alegando que arruinaría sus tierras tradicionales, el Lago Nicaragua, etc., pero en estos momentos enfrentan una pelea cuesta arriba. El gobierno lanzará a partir de la próxima semana una campaña nacional para explicar a la población nicaragüense los beneficios que traerá el canal, dijo el 3 de julio Telmaco Talavera, director del Consejo Nacional de Universidades (CNU). Informó que se han diseñado planes para enviar profesionales nicaragüenses a Panamá e Italia a que se entrenen y se están modificando los programas de educación superior y universitaria en el país para preparar la fuerza laboral que va a requerir este gran proyecto. Benjamin Lanzas, Presidente de la Cámara de la Construcción, dijo la semana pasada que en diciembre van a empezar los trabajos en el puerto en el Pacífico, para poder recibir embarques de China con la maquinaria especializada de dragado, excavación y remoción de rocas que se requiere, ya que nada de esto hay disponible en Centroamérica.