La pesadilla del Wall Street Journal: el plan Marshall de China para Asia es un reflejo del Sistema Americano

13 de noviembre de 2014

13 de noviembre de 2014 — El principal editorial del Wall Street Journal en línea del miércoles 12 es un "cambio de línea". Señala que los intereses financiero occidentales se han dado cuenta ahora, después de la APEC, que las dos iniciativas nuevas de China, el banco de desarrollo y la Zona de Libre Comercio del Pacífico, van a reorganizar las relaciones internacionales a nivel mundial. China se va a convertir en la nación líder del mundo, a menos que la guerra global la pare, o que Estados Unidos regrese a sus principios fundadores.

Titulado "El Plan Marshall de China: Xi Jinping le apuesta a quitarle el liderato a EU", el editorial admite que China le ofrece a sus vecinos la misma expectativa de "todos salen ganando" que ofreció EU con su Plan Marshall, y tratan de "ser más Americano que los Americanos".

"La cumbre del foro de Cooperación Económica Asia Pacífico en Beijín esta semana muestra que el Presidente Xi de China hablaba en serio cuando dijo en enero que China se iba a convertir en un participante activo en los asuntos internacionales. La visión de Xi incluye una Zona de Libre Comercio para el Asia Pacífico (FTAAP por siglas en inglés) que es más amplia que la Asociación Transpacífico (TPP por siglas en inglés), así como también dos nuevos bancos de desarrollo regionales, y China va a crear un Fondo Ruta de la Seda por $40 mil millones de dólares para unir la región con puertos y ferrocarriles, que algunos califican de 'el Plan Marshall de China' ".

China tiene la mayor parte de sus reservas internacionales de $ 4 billones de dólares en bonos del Tesoro de bajo rendimiento, informa el WSJ, así que puede financiar proyectos, los que a su vez, pueden internacionalizar aún más el yuan al incluir los bonos denominados en yuanes.

Suena como una propuesta donde todos ganan, argumenta el WSJ, pero tarde o temprano —y probablemente será temprano— China le va a pedir a los participantes que escojan bando. Washington no va a tener la mayoría de los votos en estas instituciones nuevas. ¿Estarán nerviosas las naciones del Sudeste Asiático de que EU ceda el Este de Asia a la hegemonía china?

"Este nuevo modelo sugiere que los líderes chinos quieren revivir el sistema tributario imperial, bajo el cual las naciones de Asia le juraron fidelidad a cambio de comercio" escribe el Journal. Aceptar los préstamos chinos pudiera crear la obligación de respaldar a China en los temas asiáticos, advierte. China cree que muy pronto Estados Unidos se va a quedar aislado en la región y, se queja el WSJ, "el respaldo tibio del gobierno de Obama al TPP tampoco ayuda, aunque esto pudiera cambiar con un Congreso republicano preparado para darle al Presidente la autorización para negociar la vía rápida". Esto, espera el WSJ, le va a dar a Obama "la oportunidad de reconquistar la iniciativa comercial en Asia".