Obama quiere mil millones de dólares para las fuerzas de Estados Unidos en Europa

4 de junio de 2014

3 de junio de 2014 — El Presidente Barack Obama, luego de bajarse del avión en Polonia y pasarle revista a los F-16 polacos y estadounidenses, anunció que quería que el Congreso financiara una nueva "Iniciativa de Garantías Europea" para pagar el aumento del despliegue militar de Estados Unidos en el este de Europa. El costo de estas "garantías" para los Estados miembros de la OTAN en el este de Europa así como también a los Estados no miembros de la OTAN como Ucrania, Georgia y Moldavia de que Estados Unidos va a defenderlos en contra de una Rusia "agresiva", es de mil millones de dólares para el año fiscal 2015. Obama declaró que la seguridad europea es la "pieza clave de nuestra propia seguridad y es sacrosanta" y con los F-16 formados a su espalda, dijo que "es un compromiso que es especialmente importante en este momento". Después argumentó cínicamente que la acumulación de tropas en el este de Europa no significaba una amenaza para Rusia, pero que "reconstruir la confianza puede tomar algún tiempo".

Según la ficha descriptiva subida al portal electrónico de la Casa Blanca, los mil millones cubrirían el aumento en los ejercicios, entrenamiento y presencia rotativa por toda Europa pero en especial en Europa del este; más planificadores estadounidenses en los países miembros de la OTAN para aumentar la capacidad de planificar más ejercicios; instalación adelantada de equipo militar y mejoras en la infraestructura; aumento en los despliegues navales de EU en los mares Báltico y Negro; y "fortalecer la capacidad asociada de los amigos cercanos como Georgia, Moldavia y Ucrania para que ellos puedan trabajar mejor con Estados Unidos y la OTAN, así como también para construir su propia defensa".

"Además de esta iniciativa, estamos revisando la presencia de nuestras fuerzas en Europa a la luz de los nuevos desafíos de seguridad en el continente", dice la ficha. "Estos esfuerzos no se van a llevar a cabo a costa de otras prioridades de defensa, como es nuestro compromiso con un nuevo equilibrio en Pacífico Asiático".

En otras palabras, éste último "pivote Polaco" de Obama no debe obstruir al igualmente provocador "pivote Asiático".

En vísperas de la llegada del Presidente Obama a Varsovia, el ministro de Relaciones Exteriores de Polonia, Radoslaw Sikorski, dijo a la cadena CNN que su país quiere ver más tropas de la OTAN, incluyendo tropas estadounidenses, estacionadas en Polonia.

"Le daríamos la bienvenida a más tropas, tanto de Europa como de Estados Unidos" le dijo Sikorski a CNN, según el informe de RIA Novosti. En este momento, tenemos bases de la OTAN como legado de la guerra fría en los lugares en donde solían estar durante la confrontación con la Unión Soviética, y no se toman en consideración los acontecimientos del último cuarto de siglo y esto se tiene que afrontar ahora". Este tema se discutirá sin duda a fines de esta semana en la reunión de los ministros de Defensa de la OTAN, según el Deutsche Welle.

Sikorski no se detuvo en nada para propiciar a Obama y elogiar su "liderato" en la crisis ucraniana, diciendo que Estados Unidos "ha evitado posiblemente una invasión a gran escala de Ucrania" por parte de Rusia.