Los buitres de la reina satánica activan los "rescates internos" contra Argentina

24 de junio de 2014

24 de junio de 2014 — En su mensaje inicial de la discusión semanal del Comité Político de LaRouchePAC, el estadista Lyndon LaRouche advirtió que con la crisis en Argentina —el asalto de los salvajes fondos buitres del imperio británico en contra de Argentina— se puso de manifiesto que "la política de rescates internos está en pleno vigor y este ataque contra Argentina la puso en movimiento". Wall Street está al borde dela bancarrota, dijo, y la situación está a punto de "explotar o hacer implosión en lo inmediato, así que nos encaminamos hacia una guerra mundial, a una guerra mundial global". En esta batalla de vida o muerte, dijo, Argentina "no puede capitular".

El gobierno argentino está totalmente consciente del hecho de que la implementación del "modelo Chipre" —la incautación de todos los activos de los que puedan echar mano— está totalmente en marcha. Hoy, el Ministro de Finanzas, Axel Kicillof, anunció que su gobierno le solicitará al juez federal de Nueva York Thomas Griesa que restablezca el diferimiento, que se suspendió la semana pasada, mediante el cual se suspendía la ejecución del fallo de Griesa del 2013, el cual le ordenaba a la Argentina el pago de $1,500 millones de dólares a los fundos buitres depredadores. El 16 de junio, la Corte Suprema respaldó este fallo. Con el restablecimiento del diferimiento, explicó Kicillof, el gobierno podría pagar $900 millones en su deuda reestructurada que vence el 30 de junio, evitar el incumplimiento y después "llevar a cabo un dialogo... bajo condiciones justas y equitativas para el 100% de nuestros acreedores".

Detrás de esto, como lo refirió el jefe de gabinete, Jorge Capitanich, en su conferencia de prensa de esta mañana, están "oscuros intereses cuya perspectiva es apoderarse de activos financieros reales de la República de Argentina". Esto lo dijo en relación a los comentarios del Presidente uruguayo José Mujica este fin de semana, ante un público en la Universidad Nacional La Plata, Argentina, en donde advirtió que los fondos buitre van a tratar de apoderarse del petróleo argentino, en particular el petróleo de esquisto Vaca Muerta y los depósitos de gas de la Patagonia, una de las reservas gasíferas más grandes en el mundo, por cuya explotación la compañía petrolera YPF de Argentina firmó un contrato de asociación con la Chevron Corp. por $1,250 millones. "Van a querer comerle el petróleo a la Argentina por nada. Y van a terminar planteando que paguen la deuda con esos recursos naturales" dijo Mujica.

Esto es exactamente lo que está sucediendo. Solo un día después de la decisión de la Corte Suprema del 16 de junio, el fondo buitre NML Capital, propiedad del multimilmillonario republicano Paul Singer, se presentó ante el Tribunal de apelaciones del Distrito 9 en California para exigir se dé a conocer la ubicación de todos los activos de Argentina. Aparte de lo que ya concedió el juez Griesa, el NML ahora alega que la Argentina le debe otros $2,700 millones y exige que Chevron Corp. entregue información sobre donde están localizados los activos de YPF. También se le pidió a ExxonMobil, Dow Chemical y Apache Corp. que entreguen información,

Como si estuviera respondiéndole a lo que destacó LaRouche, de que toda América del Sur entiende que Argentina no se puede someter a la satánica reina británica y sus buitres, y que el continente debe de movilizarse en respaldo de Argentina, Mujica hizo un llamado a "toda América" para que responda. "Desde los países de la región tenemos que inventar algo para darle una mano a la Argentina para que tenga un paragolpe y que el enfrentamiento sea global con América y no solo con la Argentina". Señalando el fallo original del juez Griesa a favor de los bonos buitre, advirtió: "Hoy van por ti y mañana por mi" aseguró el mandatario que planteó que "estos fondos compran papeles de deuda por dos pesos y luego pretenden quedarse con todo".