LaRouche le da su beneplácito a la introducción de la ley Glass-Steagall en el Senado de EU -- (revisado)

8 de julio de 2015

8 de julio de 2015 — Lyndon LaRouche destacó el hecho de que ayer se reintrodujo en el Senado de Estados Unidos el proyecto de "Ley Glass-Steagall del Siglo 21", con el copatrocinio de cuatro senadores de ambos partidos: Elizabeth Warren, Maria Cantwell, John McCain y Angus King. LaRouche dijo que con la Glass-Steagall de nuevo en el orden del día se producirá un "proceso de ignición política" en el país. También va a provocar pánico en Wall Street, donde podríamos ver pronto una "estampida de puercos".

Solo la Glass-Steagall puede impedir una guerra mundial, declaró LaRouche. Es la única solución cuerda. Hay que poner en quiebra a Wall Street y a Londres, y la Glass-Steagall es la única manera de hacer eso. O establecemos la Glass-Steagall ahora, o no habrá respuesta a la crisis del sistema monetario internacional. La Glass-Steagall es el único modo de defender vidas. Es la cuestión inmediata esencial e ineludible.

Asimismo, añadió LaRouche, se necesita un sistema presidencial que funcione en Estados Unidos, no solo un Presidente con un puñado de asesores. La clave está en formar un equipo, en el marco de la Glass-Steagall, que se pueda hacer cargo de las desastrosas condiciones de vida que han golpeado a la mayoría de los ciudadanos de Estados Unidos desde que se derogó la Glass-Steagall en 1999.

La Glass-Steagall es también el medio más eficaz para poner fin al imperio británico, dijo LaRouche. El propósito genocida del sistema imperial se ha manifestado a plenitud en la crisis griega, donde sus secuaces de la Unión Europea (UE) siguen actuando como si no hubiese ocurrido el referéndum griego, y han arremetido violentamente contra Grecia exigiendo que se rinda a las condiciones de los banqueros, o será desmembrada.

Mientras tanto, las fuerzas políticas que representan a más de la mitad de la humanidad se han congregado en Ufá, Rusia, para las cumbres del BRICS y de la Organización de Cooperación de Shangai (OCS), con el propósito de avanzar con un programa totalmente opuesto al genocidio británico, un programa de cooperación global para el desarrollo y para evitar la guerra, lo que China llama un programa donde "todos ganan".

En cuanto a Rusia, circulos importantes en ese país escogieron este preciso momento, de la batalla de vida o muerte entre dos sistemas opuestos en este planeta, para "jugar la carta LaRouche", con la amplia difusión de varias entrevistas escritas y de radio, realizadas por medios informativos rusos (RIA Novosti, Sputnik, etc.) con la fundadora del Instituto Schiller, Helga Zepp-LaRouche, donde ella presenta la solución a la actual crisis internacional.