Sputnik Radio de Alemania entrevistó a la vicepresidente del BüSo sobre el 'Llamado para detener la Tercera Guerra Mundial'

20 de agosto de 2015

20 de agosto de 2015 — La Radio Sputnik de Alemania entrevistó a la vicepresidente del partido BüSo (Movimiento Solidaridad de los Derechos Civiles) Elke Fimmen, en su programa matutino en vivo del 18 de agosto, para tratar el tema del Llamado para detener la Tercera Guerra Mundial. El entrevistador comentó el hecho de que se habla del resurgimiento de la Guerra Fría, en cambio el BüSo habla de una guerra nuclear: ¿es tan seria la situación? En su opinion, ¿cuántos minutos antes de las 12 marca el "reloj nuclear"? ¿Cuál es la reacción en Alemania a su llamado? Ustedes hablan de la importancia de la posición de Alemania, ¿qué hay de las relaciones de Alemania con Rusia? Y finalmente, ¿qué esperan ustedes del gobierno alemán?

Fimmen subrayó que no se trata de la amenaza de una Guerra Fría, sino de una guerra termonuclear, una "guerra caliente real", y en contraste con la Crisis de los Misiles Cubanos de 1962, hoy tenemos un Presidente en Washington que está empujando la confrontación con Rusia en todos los frentes, en medio del derrumbe del sistema financiero transatlántico. Si no se detiene esta guerra termonuclear, va a barrer con la civilización, y la gente no entiende todavía el peligro inmediato ni sus dimensiones. Explicó la serie de maniobras que tiene programada la OTAN (Trident Juncture, armas nucleares, etc.), la escalada en Ucrania, y la escalada de la guerra de Obama en Siria, todo esto como expresión del empuje bélico angloamericano en contra de los países del BRICS.

Alemania sería eliminada debido a su posición estratégica, y al mismo tiempo tiene una posición extremadamente importante para voltear la situación y detener la guerra.

Todo esto no es cuestión de tiempo lineal, explicó Fimmen, en respuesta a la referencia al "reloj nuclear", sino más bien cuestión de intervenir ahora para cambiar el curso de los acontecimientos. Ella se refirió al famoso luchador de la resistencia alemana, el pastor protestante Dietrich Bonhoeffer, que insistía en que uno tiene "que intervenir para que la rueda deje de dar vueltas".

Elke subrayó las advertencies importantes que han hecho otras instituciones y personalidades importantes, como la Red de Liderazgo Europeo (ELN), o Wolfgang Ischinger entre otros, y que hay una preocupación creciente en Alemania. La población alemana no quiere esa escalada contra Rusia, pero se necesita un verdadero movimiento por la paz en Alemania y que tome las calles como en los ochentas. Otras personalidades tienen que abordar la gravedad de la situación y dejar en claro que Alemania no quiere tener nada que ver con esta escalada de guerra.

El gobierno alemán tiene que restaurar las buenas relaciones con Rusia de inmediato, acabar con las sanciones, prohibir las armas nucleares de su territorio, entre otras medidas. Las relaciones germano-rusas son clave para impedir la guerra nuclear.

Las relaciones germano-rusas son también la piedra angular para enfrentar las otras crisis apremiantes, como la marejada de refugiados hacia Europa, que es causa de la política de guerra y cambio de régimen en el Medio Oriente, impulsada por los gobiernos de Bush y de Obama. La crisis de refugiados, que además de crearle problemas a Alemania, esta afectando sobre todo a Italia y a Grecia, y solo se podrá resolver mediante la colaboración entre Europa, las naciones del BRICS y Estados Unidos. Y necesitamos una verdadera política de desarrollo, como la que ha formulado el BüSo para el Mediterráneo y el Medio Oriente, en el contexto de la política de la Nueva Ruta de la Seda que adelanta China y los proyectos de desarrollo del BRICS; un ejemplo de esto es el proyecto que llevó a cabo el Presidente el-Sisi de Egipto, en el Nuevo Canal de Suez.

En todo momento, Fimmen estuvo hacienda un llamado a la población a participar en esta movilización internacional para salvar a la civilización, en vez de simplemente contemplar pasivamente como se desenvuelven los acontecimientos.

La entrevista completa en alemán se puede escuchar en este enlace: http://soundcloud.com/sputnik-de.