Wall Street trata de culpar de nuevo a China por el desplome financiero

15 de septiembre de 2015

15 de septiembre de 2015 — Como prácticamente todos los lunes desde hace meses, los medios informativos de Wall Street salieron este lunes de nuevo a culpar a la “desaceleración económica” o “el desplome de las cifras” en China, por el desplome de los precios de los productos básicos y del petróleo, de las bolsas de valores. La culpabilidad del estallido bancario transatlántico que están preparando la Reserva Federal, el Banco Central Europeo (BCE) y el Banco de Japón, se le está atribuyendo a los BRICS y en particular a China.

Los informes que dio a conocer el gobierno chino el lunes incluyen, de manera más importante, la productividad laboral que está creciendo a una tasa anual de 3.3%. Esto se compara con el crecimiento de la productividad laboral en Estados Unidos en la década de los 1960, y el promedio en Estados Unidos durante 40 años hasta el año 2000 fue de 2% al año; pero en el 2015, la productividad laboral en EU aumentó en solo 0.5%, y éste fue un gran aumento comparado con los cuatro años anteriores. El Instituto Brookings realizó un simposio el 10 de septiembre donde presentó al profesor emérito de economía Barry Bosworth quien dijo: “El crecimiento en la productividad de Estados Unidos frenó bruscamente desde el 2012 y los economistas realmente estamos muy preocupados”.

Deberían de estarlo. Porque las medidas reales de la productividad laboral, entre ellas el efecto del progreso tecnológico, muestran que en Estados Unidos se ha estado contrayendo, no aumentando en lo absoluto, en tanto que en China se elevó en un 6% en promedio del 2008 al 2013.

Esta es la razón básica de la caída en los salarios reales en Estados Unidos y del alza en los de China; en el 2014, los costos laborales totales (incluyendo prestaciones y seguro social) se elevaron 20% en China; y solo un 3% en Estados Unidos. Los salarios reales en Estados Unidos se han contraído en un 4.7% del 2009 a la fecha para la franja de más bajos ingresos (en una división de cinco franjas); un 4.7% para los que están en la penúltima franja en términos de bajos ingresos; en un 4.0% para la franja de en medio y en 2.6% incluso para los de mayores ingresos.

Otros informes económicos dados a conocer en China incluyen que la inversión de capital real fue 10% superior al año anterior (la cifra comparable de EU es de 0.5% en el 2015 en comparación con el 2014); la producción industrial crece en 6.1% comparada año con año (la cifra comparable de EU es de 2.1%); las ventas al menudeo se elevaron en 10.8% de un año a otro; el PNB está creciendo a una tasa de 6.85% en el tercer trimestre y 6.9% anualmente hasta la fecha (en la economía de Estados Unidos, la Reserva Federal de Atlanta dice que el PNB está creciendo a una tasa anual de 1.5% hasta ahora este año).