El Washington Times filtra la estrategia de la "carta sunni" de Cheney

23 de agosto de 2007

22 de agosto del 2007 (LPAC).— Un artículo de primera plana del Washington Times de hoy, documenta lo que previamente se había reportado aquí: la estrategia de Cheney para construir una "zona de alivio" sunni en Iraq, en contra de Irán y en contra del gobierno, encabezado por los shi'itas, de Nouri al-Maliki. El artículo titulado "Dirigentes Sunni ganan poder colaborando con los E.U." reporta cómo, pasando sobre la oposición del gobierno de al-Maliki, los dirigentes de las fuerzas armadas de E.U. unen fuerzas con dirigentes de tribus sunni, reconociendo sus fuerzas de seguridad y repartiendo contratos de reconstrucción para reparar la infraestructura local.

Lo que deja por fuera el periódico propiedad del reverendo Moon es el papel clave de Arabia Saudita y del príncipe Bandar de la empresa de armamento británica BAE Systems. Como lo informa en su próximo número la revista Executive Intelligenca Review de LaRouche, desde que Cheney visitó Riyadh en noviembre pasado, "Arabia Saudita le ha estado proporcionando un flujo constante de dinero y armas a las tribus Sunni de Iraq, para comprar su apoyo para el 'aumento de tropas' de las fuerzas armadas de E.U.. Según un alto funcionario de inteligencia de E.U., la largueza saudita ha transformado en realidad, la otrora aversión de las tribus sunni contra los estadounidenses en un fermento contra los shi'ita".

Aunque usualmente el gobierno y los medios noticiosos presentan esto como una alianza en contra de al-Qaeda, esto no es todo. Según un coronel del Ejército de E.U. en Baqouba, citado por el Washington Times, las fuerzas locales sunni, "han llegado a la conclusión de que al Qaeda en Iraq y la influencia iraní son problemas mucho más serios y de largo plazo para Iraq que lo que son los estadounidenses".

Como advirtió la fuente de inteligencia citada por EIR, "si estalla dicha confrontación saudi-iraní por el control de Iraq, con toda probabilidad desembocaría en una guerra religiosa de cien años, que se exparciría por todo el mundo".