El ritmo del desplome de la economía física, es superior a la de la depresión de 1930

30 de junio de 2009

29 de junio de 2009 (LPAC).— En su conferencia internacional transmitida por internet el 27 de junio, Lyndon H. LaRouche comentó que "el resultado de este proceso, es que ha habido un desplome en cadena de la economía física del mundo. El ritmo de depresión en los Estados Unidos hoy, ¡ya es mayor al de la depresión de Herbert Hoover! Y apenas comienza. Verdaderamente nos estamos encaminando hacia lo que propuso el príncipe Felipe, que él se podría convertir en un virus mortal y matar a toda la población que exceda a los 2 mil millones de habitantes sobre este planeta, convirtiéndose en una enfermedad".

La evidencia en respaldo a la declaración de LaRouche es irrefutable, si uno deja de observar los rebotes del cadáver del Dow Jones. Y aunque el dinero no es una medida precisa del crecimiento económico, y la mayoría de las cifras sobre comercio disponibles son fraudulentas, la siguiente comparación sobre los cambios en los porcentajes, tomados en dólares, entre el desplome con Hoover y el actual, muestra una tasa de cambio significativa en el nivel de actividad, de hecho, la tasa de desplome en el comercio de bienes físicos de E.U. con el mundo es mayor que la que ocurrió durante la depresión con Hoover.

En julio de 2008, las importaciones de bienes físicos de Estados Unidos, —entre bienes de capital, bienes de consumo y demás— fue de $193 mil millones de dólares. Para abril de 2009, con el azote total del desplome mundial, las importaciones habían caido a $120 mil millones, una caída del 39%. Esa tasa de caída es en sí misma asombrosa, pero esto ocurrió en un período de solo nueve meses. Si se proyecta esta tasa a una base anual, las importaciones de bienes físicos de E.U. se habrán desplomado en un 50%. Las exportaciones de bienes físicos de E.U. en julio de 2008 fueron de $117 mil millones de dólares; para abril de 2009, habían caído en un 32%. Eso en nueve meses; las exportaciones de bienes físicos de E.U. se están desplomando a un ritmo de 42% al año.

Durante la depresión de Herbert Hoover, de 1929 a marzo de 1933, el comercio de bienes físicos de E.U. se hundió en conjunto en un 80%; pero las importaciones nunca se desplomaron en un 50%, ni las exportaciones en un 42% en un período de un año, en lo que duró la depresión. Hay que tener presente que estas cifras del gobierno están muy subestimadas; y, aunque no presentan el cuadro completo, indican la inmensidad del proceso de desplome de la economía física; en tanto que el gobierno de Obama pretende mantener al sistema financiero con sus métodos de rescate.

Entre tanto, LaRouche le ha dicho repetida y francamente a los dirigentes de China, Rusia, Japón y otros, que el papel de Estados Unidos como "importador de último recuro" ha llegado a su fin, y que este hecho podría desintegrar sus economías. A continuación se dán las tasas de desplome en las importaciones de bienes físicos de E.U., en el mismo período de nueve meses de julio de 2008 a abril de 2009, de las siguientes economías respectivas, teniendo en consideración que E.U. es el mayor socio comercial de China y Japón: China -30%; Japón -40%; Rusia -50%; Corea del Sur, -30%; y Tailandia, -35%. Y el ritmo de desplome de las importaciones de bienes físicos provenientes de los vecinos de Estados Unidos en las Américas, al sur y al norte de E.U. son: México, -30%; Canadá, -45%. Esto ha iniciado una reacción en cadena en sus economías internas.

Consideren el desempleo en Estados Unidos. Ahora, tenga presente que el gobierno de E.U. miente sobre sus cifras; sin embargo, hay un nivel congruente de mentiras en el período reciente, y tomando sus cifras, podemos mostrar lo siguiente: el nivel oficial de trabajadores desempleados, más los trabajadores que se ven forzados a trabajar medio tiempo, era de 11 millones a principios de 2008; ese nivel se elevó a 24 millones para mayo de 2009, más del doble en 17 meses. Aunque el nivel de desempleo con Hoover alcanzó finalmente el 25%, eso ocurrió en un período de 3 años y medio. El ritmo de crecimiento en la tasa de desempleo hoy, es igual a la que había con Hoover. Al mismo tiempo, el índice de producción industrial en E.U. se contrajo en un 15% entre enero de 2008 y mayo de 2009. La Junta de la Reserva Federal supervisa y maquilla este índice, y probablemente la tasa de caída es mucho mayor que la oficial.

Por lo tanto, hasta sus propias cifras maquilladas muestran que nosotros y el resto del mundo estamos fregados.

Los responsables de poner a Obama bajo supervisión adulta deben dejar de buscar "brotes verdes" y de gastar $13 billones (¡millones de millones!) de dólares para salvar a un sistema financiero inservible. Escuchen las advertencias de estas cifras, que muestran la realidad física, que el proceso de rescate se ha hecho a costa de lo poco que queda de la economía física, y ha acelerado su desintegración; una economía física que se tiene que echar a andar de nuevo ahora para reconstruir la economía mundial, de acuerdo con el diseño de LaRouche de un nuevo sistema crediticio mundial.